ME CONSTRUYERON MI CASITA Y AHORA SI VIVO DIGNAMENTE Y CON UNA GRAN TRANQUILIDAD.

ME CONSTRUYERON MI CASITA Y AHORA SI VIVO DIGNAMENTE Y CON UNA GRAN TRANQUILIDAD.

Dijo muy agradecida la Sra María Guadalupe Vargas Medina a Abraham Toral de Fundación “Gratitud “.

DIÁLOGO NOTICIAS.
Apatzingán, Michoacán.- Con lágrimas en los ojos e invadida de emoción y agradecimiento, la señora María Guadalupe Vargas Medina, de 69 años de edad, recibió al presidente de la Fundación “Gratitud ” y al presidente de la Fundación ” San Rafael” Adrián Mora Serrato, así como a los integrantes del Comité de “Encargados del Orden Unidos por Apatzingán”, que oficialmente le entregaron la casa que gratuitamente le construyeran en forma humanitaria.
Doña Lupita, como afectuosamente le llaman, hasta hace dos meses vivía en una casita paupérrima, cuyas láminas de cartón, casi pegaban al suelo y las paredes de madera, anidaban todo tipo de insectos y arácnidos que representaban un gran peligro para ella y sus hijos, además de que cuando llovía, el interior se su vivienda se inundaba de agua.
Hoy, mi vida ha cambiado por completo, gracias al Sr. Abraham Toral, a Adrián Mora y a los encargados del orden que me apoyaron para construirme mi casita que por cierto ha quedado muy hermosa, y por mi extrema pobreza, nunca me imaginé tener una casa de material, pero ahora ese sueño se me ha hecho realidad gracias a DÍOS y a ustedes que mostraron un gran gran corazón y su lado humanitario.

Deja tu comentario